cabecera 1080x140
Premio Nacional a la Mejor Labor Editorial Cultural 2008 (Grupo Contexto)
Reina Lucía: en nuestro top de preferidos.

Deliciosamente divertida. No hay otra manera de describir la primera entrega de la serie de novelas de Mapp y Lucía.

Reina Lucía (ed. Impedimenta) de E. F. Benson es una ácida sátira sobre la peculiar burguesía rural británica. Una novela cargada de humor e ironía donde el autor construye una placida y asfixiante microsociedad con más peligro que una maratón de 24 horas de Sálvame en directo.

Lucía (Emmeline Lucas) en la reina no oficial y árbitro social de un pequeño pueblo inglés, Riseholme. Su existencia transcurre apacible entre sus fiestas de jardín, sus recitales de la sonata Claro de luna y sus cuadros dramáticos “improvisados”. Controla con mano férrea a su marido Pepino, con el que hace gala en la intimidad de un fluido y elegante italiano; se deja mimar por su ferviente admirador Georgie, una especie de perrillo faldero de existencia lánguida; y mantiene una guerra de baja intensidad con la bajita y gordita Daisy Quantock, una sedienta buscadora de nuevas experiencias espirituales que la llevará a probar con el cristianismo científico, el yoga o el esoterismo revolucionando la existencia de de Riseholme con cada nueva moda que adopta. Todo está en su sitio y cronometrado en la “ajetreada” vida de Lucía cuando Olga Bracely, una cantante de ópera, se instala en el pueblo desplazando sin pretenderlo el centro de rotación social hacia su persona. Lucía intentará todo lo imaginable para demostrar a sus congéneres quien sigue siendo la reina del estilo y el refinamiento.

Personalmente desconocía la existencia de este autor y de esta serie de novelas por consiguiente, pero he de confesar que ha pasado a formar parte de mi top de preferidos y no puedo dejar de preguntarme cuándo publicara Impedimenta la segunda novela (no quiero contemplar la posibilidad de que no tengan intención de hacerlo). En los 80s se realizó una serie de diez episodios de esta serie… le he echado un ojo en Internet y realmente la estética y los personajes se ajustan bastante a lo que mi mente ha fabricado leyendo el libro.Imagen de previsualización de YouTubeUna vez más, y creo que lo repito cada vez que reseño un libro de esta editorial, no puedo menos que aplaudir entusiasta la labor de Impedimenta que nos rescata joyas poco conocidas de la literatura. Además cuentan con unos traductores de primera, como José C. Vales, que realiza con el texto de E. F. Benson una excelente labor de documentación que queda reflejada en las notas a pie de página donde desentraña referencias solo comprensibles en su momento. Vales también es el traductor de otra de las joyas que he reseñado con anterioridad, el Frankenstein, de Mary Shelley (Espasa Calpe, 2009).

Si te decides a dar una vuelta por la plaza de Riseholme ten por seguro que terminarás quedándote a vivir allí… El finísimo humor de Benson es adictivo y consigue parodiar todo un estilo de vida snob sin que la parodia parezca intencionada, ¡muy inteligente!

Por Agustín Velasco

Scroll Up