cabecera 1080x140
Premio Nacional a la Mejor Labor Editorial Cultural 2008 (Grupo Contexto)
Impedimenta publica «Música acuática», primera novela de T.C. Boyle

Thomas Coraghessan Boyle está considerado uno de los más importantes narradores americanos del momento.

La editorial Impedimenta acaba de anunciar el «primer gran lanzamiento del año», una novela del estadounidense T.C. Boyle (El pequeño salvaje, Las mujeres). Alumno aventajado de Nabokov, Pynchon y Barth, la editorial nos presenta una de sus obras más indiscutibles y la primera que publicó: «Música acuática».

Esta ficción histórica con toques de humor y ritmo trepidante -bajo traducción de Manuel Pereira-, nos lleva de viaje desde los oscuros suburbios del Londres georgiano -nos remite a Dickens- hasta lo más profundo del África salvaje, que recuerda al mejor Conrad. Puedes comenzar a leerla aquí.

Thomas Coraghessan Boyle está considerado uno de los más importantes narradores americanos del momento. Nació en Peekskill, Nueva York, en 1948. Sus obras han sido traducidas a más de una decena de idiomas, y sus relatos han aparecido en las más prestigiosas publicaciones del género en lengua inglesa, como The New Yorker, Harper’s Bazaar, Esquire, The Atlantic Monthly, Playboy, The Paris Review, GQ, Antaeus, Granta y McSweeney’s. Actualmente vive cerca de Santa Bárbara con su mujer y sus tres hijos.

Música acuática fue la primera novela de T. C. Boyle, una sublime fantasía de ritmo trepidante, divertida e indecen­te, que anunció al mundo el naci­miento de uno de los grandes talentos de la actual narra­tiva norteamericana. Ambientada en las postrimerías del siglo XVIII, esta ficción histórica narra las disparatadas aventuras de Mungo Park, un soñador que aban­dona su pacífica Escocia natal para adentrarse en el salvaje e inexplorado corazón del África negra, y de Ned Rise, un estafador y ladrón de cadáveres que, en la línea de los mejores personajes de Charles Dickens, intenta abrirse camino en las calles de un Londres miserable. Dos historias plagadas de ana­cronismos y licencias hilarantes que mezclan la vida de un personaje real y otro ficticio, y que discurren paralelas para converger en la primera expedición del hombre occidental a las fuentes del río Níger.

Por Alejandro Serrano

Scroll Up