cabecera 1080x140
Premio Nacional a la Mejor Labor Editorial Cultural 2008 (Grupo Contexto)
Viajes alucinados de un dibujante genial

Lo quiera o no, David B. siempre será el autor de La ascensión del gran mal, la novela gráfica que da cuenta de la epilepsia grave de su hermano. Una de esas obras que, junto a Maus o From Hell, se suelen citar para demostrar a los escépticos que un historia en viñetas puede tener la magnitud de las mejores novelas o ensayos. Considerado una cumbre de la autobiografía dibujada, aquel cómic (1996-2003) no solo voló la cabeza de numerosos lectores, también de muchos autores; seguramente sea una de las obras más influyentes en lo que llevamos de siglo.

La última muestra de su talento publicada en España es Diario de Italia y en cierto modo tiene algo de continuación de La ascensión del gran mal. Aquí no hay enfermedades ni médicos, ni recuerdos infantiles, ni familiares pero sí una vez más el dibujo como herramienta con poder terapéutico: el folio en blanco como espacio en el que dar rienda a las pesadillas, las obsesiones y los miedos para sentirse un poco mejor que antes de dibujarlas.

La editorial avisa que el diario de David B. es un experimento. Absténgase de entrar en él los que busquen reconocer callejuelas o plazas de Trieste, Bolonia, Parma o Venecia en su tramo inicial o paseos agradables por rincones exóticos de Hong Kong y Osaka en la segunda y asiática parte del volumen. Devórenlo, en cambio, si disfrutan de las creaciones retadoras, imprevisibles y poco complacientes. El viaje, en realidad, es al subconsciente de David B y merece la pena.

Scroll Up